Cap. 06: El poder del nigromante

Dani llevaba varios días cruzando la cordillera de Taoblas. Ya hacía un día que se había quedado sin víveres y sin la más mínima gota de agua en su haber. Era mediodía, el sol brillaba en lo más alto y se reflejaba en las paredes situadas a ambos lados del desfiladero, semicegándolo. El bochornoso calor hacía que la garganta recordase que llevaba tiempo sin ser refrescada.

El caballo en el que montaba Dani, apaciguaba su sed comiendo de las plantas y raíces que encontraban en el camino, cosa que Dani ya había probado con la consecuencia de una terrible hinchazón en el labio inferior y casi medio día sin poder mediar palabra alguna.

Ghindorâlee, un desfiladero que muy pocas veces había sido cruzado, puesto que la senda estaba casi oculta bajo un manto de hierba y pequeños arbustos. Pese a que el sol alumbraba durante todo el día las paredes, la corriente de aire que lo cruzaba producía un fuerte silbido que amortiguaba hasta el sonido de los cascos de su caballo, después, incluso, de ser aumentado varias veces por el eco.

Grandes rocas habían ido invadiendo el sendero con el paso del tiempo, debido a los diversos desprendimientos. En las paredes, a media altura, crecían pequeños árboles y matojos, qued el reino de Taynou. Eran los responsables de las únicas sombras que invadían el desfiladero en las horas de pleno sol.

Un gran río lo cruzaba más o menos a mitad de camino, un río que bajaba desde la mismísima Gondia atravesando medio reino y perdiéndose en algún lugar.

Dani, medio desfallecido, miraba las altas paredes del desfiladero comprobando que en caso de una emboscada la huida seria imposible. Pero se tranquilizaba al pensar que no habría  nadie tan sumamente iluso como para atacar a un viajante a plena luz del día y más si este iba bien armado.

En el mismo momento en que este pensamiento abandonó su mente, una sombra cruzó de manera fugaz por delante de él ocultándose tras una roca, haciendo que su montura se encabritase y lo lanzase al suelo.

Dani se incorporó rápidamente con la mano en la empuñadura de la espada de su difunto padre.

Otra sombra pasó por detrás de él haciéndole desenvainar su arma ante un ataque inesperado. En un momento, se vio rodeado por una multitud de criaturas altas y vestidas de manera elegante, a las que distinguió como elfos.

Vestían de manera sencilla. Portaban unas túnicas de un color verde pálido como la hierba, con las solapas de donde se cerraban bordadas con hilo de oro, el cual resplandecía bajo los rayos de sol.

Calzaban unas sandalias de suela muy fina y que parecían hechas con la corteza de algún árbol, las cuales iban anudadas con trozos de liana de un color rojizo con perfilaciones a verde. Portaban también unas pequeñas capas como de lana que poseían el color de las hojas del olmo en otoño entre amarillo pardo y un rojo pálido.

—¿A donde os dirigís, joven humano? —preguntó uno de ellos.

Dani miró desconfiadamente a los elfos que iban agrupándose lentamente a su alrededor y que lo observaban de pies a cabeza, como un león explora a su presa antes de lanzarse al ataque, cosa que hizo que Dani desconfiara aún mas de estos extraños seres que no había conocido nunca, nada mas que en leyendas de viejos.

—¡Dejadme tranquilo! Solo quiero atravesar la cordillera para llegar a Elfhouse. Si no me dejáis pasar por las buenas, pasaré por las malas. —dijo Dani blandiendo amenazadoramente su espada.

Los elfos comenzaron a reírse descaradamente. Uno de ellos se acercó un poco más a Dani, y se quedo mirando fijamente su espada.

—No queremos atacaros, joven humano —le respondió el elfo—. Si lo hubiéramos querido hacer ya estaríais más que muerto. Además esa estúpida idea de querer  atacarnos no es muy buena, pues la verdad es que somos más que vos en número, aparte de ser más fuertes y más inteligentes.

—Entonces —preguntó Dani sin soltar la espada—, ¿qué queréis de mí?

—Solo queremos saber que trae a un humano al reino de los elfos, con los cuales estáis en guerra desde tiempo inmemorial.

—La verdad es que es una historia muy larga— contestó Dani.

—No importa, os llevaremos a nuestra hermosa aldea y allí, tranquilamente podrás contárnosla acompañado de todos nosotros, y disfrutando con los mejores manjares que puedas imaginar, igual que el mejor rey de la tierra en su mejor banquete —dijo uno de los elfos mientras miraba como Dani envainaba su espada confiadamente.

—De acuerdo, iré con vosotros y os contaré mi historia, a ver si pudierais ayudarme en mi búsqueda —dijo este.

Un elfo se le acercó por detrás y le vendó los ojos con la excusa de que no podían permitir que un humano encontrase el camino a su aldea pues esto podría ponerlos en serio peligro.

—Golpéale en la cabeza —le dijo un elfo a otro en su propio lenguaje, y seguidamente Dani recibió un gran golpe en la cabeza dejándolo inconsciente, mientras los elfos lo cargaban a cuestas y emprendían la marcha.

Capítulo anterior                     Capítulo siguiente
Anuncios

2 comentarios sobre “Cap. 06: El poder del nigromante

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Create a website or blog at WordPress.com

Subir ↑

Morada de Relatos

Ciencia ficción, Fantasía y Terror

Danza de Letras

Al son de las palabras

Luna de Hielo

“Creando otros mundos para que este valga la pena, no importa el medio”

inca trail to machupicchu

inca trail to machupicchu, cheap inca trail, machupicchu inca trail, cheap inca trail to machupicchu

Benjamin de jesus

La clave del éxito es ser constante en todo, trabajar mucho y tener FE

COMO SER POETA SIN MORIR

página web de Mero S. Myers

Alescritor

Relatos cortos y proyectos de escritor

Fábulas estelares

De lecturas, lenguajes y naves espaciales

En la orilla de Misly

Amo, luego vivo.

Elia Santos

La vida en Poesía

juanfernandezweb

Conceptos básicos de los seres humanos para la vida, el conocimiento y la voluntad como factores determinantes en la felicidad de los seres humanos.

Glykós Katharsis

Este espacio constituye mi pequeño cosmos y es un fiel reflejo de mí; alberga escritos sobre todo aquello que me gusta, me apasiona, me interesa y me infunde curiosidad. Para leer alguna de mis entradas, selecciona la ''categoría'' que sea de tu preferencia , o bien, echa un vistazo a lo ''más visto'' Todo lo publicado es de mi autoría.

Pensamientos del Artesano

Nunca Pensar Distinto

Apuntes sobre Cine

Crítica de Cine

Laura Morán Iglesias

Página web y blog de Laura Morán, escritora de fantasía y ficción.

Ilusión en proceso de aprendizaje

Así soy, vivo, pienso, siento y escribo...

srtox

Relatos de la actualidad reales , sensuales , intriga y mucho más

Ana Centellas

Iniciando mi aventura literaria

El Destrio

Donde termina todo lo que no tiro a la papelera.

Bebé a Mordor

Blog de una madre friki que viaja en familia con sus hijos

El Desgranante

Despertador de sentimientos.

侘・寂

Ficción, no ficción. Quizás escriba, quizás no. Anécdotas o historias cortas.

MIL Y UNA VIDAS

Vivir sin leer sería vivir sin vivir

Esther García Sanz

Sonrisa a tiempo completo, lectora apasionada y escritora en proceso

La Nave Invisible

Navega y descubre autoras de fantasía y ciencia ficción.

M. Floser

Relatos y promoción de autores.

Microcuentos

Microcuentos a partir de tres palabras por Andrea Landa Ferrer

El cuaderno de la coleccionista

Hay quien colecciona sellos, cromos, discos...Y luego estoy yo, que colecciono historias.

La Tecla de la Vida

(por cada tecla, un latido de corazón)

En el Jardín Inglés

• donde lo que nunca ha sido, puede ser •

loslibrosdelossuenos.wordpress.com/

Libros. Esos que te hacen soñar, vivir increibles aventuras, viajar a lugares desconocidos. Los que consiguen hacerte reír y llorar en unas pocas páginas. Los que llenan de vida a sus personajes, alimentan tu imaginación, te emocionan, te interrogan, te excitan, te hacen preguntarte qué pasaría sí... Los que junto a una buena taza de café hacen que una tarde de lluvia se convierta en la mayor aventura de tu vida. Solo tienes que dejarte llevar. Pasa, lee, disfruta.

Into the books

Blog de literatura

Celia Añó

Escritora de fantasía y cuentos ilustrados

Taturro lector

Literatura y desvaríos.

Diario de un gato negro

Libros, escritura, novedades y reflexiones

El primer capítulo

Blog literario

La Brújula

"Lo esencial es invisible para los ojos"

Blog de Jack Moreno

Un blog de Joaquín Moreno sobre recursos, literatura y ciencia ficción

A %d blogueros les gusta esto: